STEs Castilla y LeónOpinión
 

Sobre la recolocación de 169 maestros procedentes de los centros de enseñanza concertada


25-10-2004

Cartas al Director

E.P.C.

Sr. Director

Acudo a la sección de Cartas al Director de la publicación de su digna dirección para manifestar mi opinión facilitada en el diario EL MUNDO/LA CRÓNICA el día 19 de octubre pasado. La noticia en cuestión daba a conocer el acuerdo entre Administración, sindicatos y representantes de los centros de enseñanza concertada en el cual se magnificaba, como "gran hazaña" la recolocación de 169 maestros procedentes de los centros de enseñanza concertada. Para general conocimiento, he de manifestar los siguientes extremos:

  1. El acceso al empleo de maestro, profesor o educador en os centros de enseñanza concertada se hace exclusivamente "a derecho", por designación directa y contrato del interesado con el centro correspondiente, generalmente sin más méritos que la afinidad con la ideología del centros contratador.

  2. El acceso de los citados profesores no pasa por la realización de ejercicio de oposición o concurso de méritos convocado por la Consejería de Educación de la Junta de Castilla y León, significando esto una situación de privilegio respecto al personal de la enseñanza pública, y probablemente un nivel de profesionalidad inferior que en cualquier caso no se ha contrastado con los estándares impuestos por la Administración.

  3. Los maestros y profesores que demandan empleo a través de la Administración, que forzosamente han de acudir a los ejercicios de oposición y concurso de méritos, forman una bolsa de trabajadores rigurosamente ordenados por baremo de puntuación conforme a sus méritos. Estos trabajadores ejercen, según las necesidades de las plantillas de los diferentes centros, en calidad de "interinos", pudiendo ejercer uno solo día, o varios, o un curso entero, pero, en cualquier caso, siempre a disposición de las correspondientes delegaciones de Educación.

  4. Ahora bien, los centros concertados no han acudido nunca a participar con esta bolsa de trabajo de interinos, designando, insisto, a sus trabajadores de manera arbitraria. Si bien el ejercicio de esta prerrogativa, legítima como empresas privadas, de designar a sus maestros de los centros concertados no les da derecho a perjudicar a aquellos que en espera de entrar en la enseñanza pública se ven ahora menoscabados en sus intereses por colocar "también a dedo" a estos 169 trabajadores que ocuparán plazas que deberían ser asignadas como vacantes para ser cubiertas en concurso-oposición.

Para que se me entienda mejor, es como si los trabajadores de una ferretería, al cerrar ésta, se quedan en la calle y por arte de un acuerdo se les convierte en trabajadores del ministerio de Fomento, así de clarito y así de irregular.

Los artífices de este acuerdo, que se felicitan unos a otros con gran regocijo, son ni más ni menos que ¡ríase usted! los sindicatos (¿habrá algún compañero o compañera afectado...? me pregunto), los representantes de la Consejería de Educación de la Junta de Castilla y León (que deberían ser los garantes del esquisto procedimiento de asignación de plazas y como no, los representantes de los centros concertados, que amén de librarse de un plumazo de trabajadores que ya no les hacen falta, se evitan cargar con las costas económicas y sociales de lo que sería, en el mejor de los casos un procedimiento normal y corriente de despido por causas económicas.

Ahora bien, los centros concertados, que pagan a sus trabajadores salarios inferiores a los abonados por la Administración, han obtenido beneficios durante años de concierto (que no han repartido ni con usted ni conmigo) y ahora, que les sobran trabajadores (o les hacen sobrar) se los "colocan" (con todos mis respetos para esos 169 trabajadores) a la Administración, so solo para que les paguemos nosotros, sino que encima non quiten el trabajo, esto, en presencia de un gobierno que se sice socialista, igualitario (nada de favorecer a la Iglesia, ¡por Dios!) y con buen talante, ello en connivencia con el gobierno autónómico (PP)- Creo sincereamnete que mucho mejor ¡ Viva el talento!

 

E.P.C. Correo electrónico

 

Nota: El acuerdo ha sido firmado por La Junta de Castilla y León, los sindicatos CC.OO., UGT, FSIE (Federación de Sindicatos Independientes de la Enseñanza, Sindicato de la Privada) y USO (Unión Sindical Obrera); y la patronal, con Educación y Gestión, Confederación Española de Centros de Enseñanza y la Federación Española de Religiosos de la Enseñanza Centros Católicos

 

19-10-04.- Prensa: Renuevan el convenio para recolocar a los profesores de aulas cerradas

 

 
   STEs Castilla y LeónOpinión