STEs Castilla y León  Comunicados

Llegan al acuerdo para recortar las pensiones a millones de personas y endurecer las condiciones para acceder a ellas.

COMUNICADO DE PRENSA

28 de enero de 2011

Comparte

El principio de acuerdo sobre las pensiones al que han llegado el gobierno y los sindicatos CCOO y UGT es una regresión y un recorte de las pensiones públicas. Los términos del principio de acuerdo que se han hecho públicos son claramente inaceptables tanto con respecto a la edad de jubilación (67 años) como el aumento del cómputo de años para calcular las pensiones (25 años) o para cobrar su importe completo (37 años).

STEs considera inaceptable este acuerdo y lo rechaza de plano porque es un acuerdo que recorta las pensiones a millones de personas y dificulta a muchas de ellas llegar siquiera a poder disfrutar de ella.

STEs considera que este acuerdo es otro más en la escalada de ataques a los derechos de los trabajadoras y trabajadores. Es una importante pérdida de derechos que se hace con la firma de todos los “agentes sociales” y claudicación de algunos de ellos en los principios y reivindicaciones que habían considerado inamovibles y por los que se habían movilizado.

Aumentar los años de cotización para cobrar la totalidad de la pensión de los 35 años actuales a los 37 y aumentar el número de años para su cómputo pasando de 15 a 25 años, supondrá un recorte de casi el 25% de su cuantía. Si recordamos que ya el 71% de los pensionistas se encuentran por debajo del umbral de la pobreza, da idea de la situación que en apenas 15 años nos podemos encontrar en nuestro país: millones de pensionistas cobrando pensiones que apenas dan para comer ya que pasar el cómputo de 15 a 25 dejará fuera a muchas más, cada vez es más difícil obtener un trabajo remunerado antes de los 30 años.

STEs valora estas medidas como muy lesivas para los derechos sociales y laborales. El aumento de los cómputos supondrá alejar un empeoramiento en las condiciones de vida de las personas. Cada vez es más difícil acceder al mercado de trabajo (un tercio de la población de 18 a 30 años está en el paro a día de hoy), pero también han aumentado las tasas de temporalidad y precariedad en el mismo, que ya en las condiciones actuales limita su aportación y posterior percepción.

Este nuevo modelo dificultará el cobro de la totalidad de la pensión a una buena parte de las personas que se jubilan en el futuro. Hará falta tener 38,5 años de trabajo efectivo para poder jubilarse con 65 años, cosa que, en esta coyuntura económica, es lo suficiente complicada por muchos colectivos como son las mujeres, las personas jóvenes o las personas inmigrantes.

Para STEs, todas estas medidas no tienen como finalidad garantizar la viabilidad del sistema público de pensiones, que no está en peligro, sino ahorrar dinero público en su pago y potenciar los planes de pensiones privados. Es decir, responden a una maniobra de la banca, de las aseguradoras y de los especuladores por hacerse con los ahorros de las trabajadoras y trabajadores. También ahora con el apoyo de los sindicatos CCOO y UGT, que comparten a través del Plan de Pensiones de la Administración general del estado, y con el BBVA.

Por todo esto, desde STEs se considera que no se puede esconder bajo el eufemismo de reforma “por garantizarlas en el futuro” un recorte tan considerable como el que trae este acuerdo del gobierno español, la patronal y los sindicatos CCOO y UGT.

Frente las actuales políticas que sólo buscan el empeoramiento de las condiciones laborales y sociales, STEs reclama medidas reales para crear ocupación para las más de cuatro millones y medio de personas paradas inscritas en las oficinas de empleo y para todas aquellas que no lo están; la generalización de una prestación por desocupación para todas las personas paradas; un aumento de las pensiones, tal como se comprometió el presidente del gobierno en su programa electoral y reforzar el papel de la negociación colectiva para garantizar la mejora de los derechos de las trabajadoras y trabajadores ante las continúas agresiones patronales.

STES procederá a valorar ahora con detenimiento todos los detalles del mismo y las medidas de rechazo que propondremos a las trabajadoras y trabajadores.

 27 de enero de 2011

 
STEs Castilla y León  Comunicados