STEs Castilla y León Prensa
 

17 de noviembre de 2005

e
c
o
r
t
e
s

Carta de Rajoy a Zapatero
Pacto estabilidad del sistema educativo


El PSOE ofrece por escrito al PP ocho medidas para pactar la reforma educativa
  • Incluye el compromiso de no variar los contenidos comunes ni la libertad de elección
  • Fija un examen de recuperación si se suspenden tres asignaturas
  • El PP recibió la propuesta el 8 de noviembre
SUSANA PÉREZ DE PABLOS - Madrid
El Gobierno propuso la semana pasada un pacto por escrito al PP para "dar estabilidad al sistema educativo". El texto incluye el compromiso de los firmantes de no cambiar aspectos como los contenidos comunes para toda España y el sistema actual de elección de centro por parte de los padres. El documento, al que ha tenido acceso EL PAÍS, estaba abierto a las sugerencias de los populares, según fuentes del Ejecutivo. A día de hoy, los socialistas no han recibido respuesta alguna. El PP, a pesar de tener este documento sobre la mesa, apoyó la manifestación del pasado sábado contra la reforma educativa del Gobierno en la que se recriminó al Gobierno cuestiones como "no respetar la libertad de elección de los padres" o "desvertebrar el sistema en 17, reduciendo los contenidos comunes".

El texto, de seis páginas y titulado Compromisos con la estabilidad del sistema educativo, está fechado el 8 de noviembre. Consiste en una serie de compromisos sobre aspectos básicos de la educación que debían respetar ambas fuerzas políticas cuando gobernaran. El Gobierno acordaría así modificar la Ley Orgánica de Educación (LOE) o recoger lo acordado en sus desarrollos posteriores.

La oferta sigue vigente. El presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, instó ayer al PP, en vísperas de su reunión de hoy con los convocantes de la manifestación contra la LOE, a contestar precisamente a esta propuesta y a dejar "los eslóganes y las exageraciones".

La propuesta de pacto de los socialistas recoge ocho de las peticiones más relevantes realizadas por las organizaciones educativas, los centros concertados y el propio PP como el establecimiento de un examen de recuperación para los alumnos que suspendan tres asignaturas antes de decidir si repiten curso (con dos no se repetiría) y la posibilidad de que los alumnos de la ESO que vayan muy mal se incorporen a los 15 años (sin esperar a los 16 años) a los programas de cualificación profesional, que les preparan para una profesión.

Los contactos para llegar a un acuerdo se iniciaron después de que la vicepresidenta del Gobierno, María Teresa Fernández de la Vega, anunciara, el 13 de septiembre, la apertura de las negociaciones con el PP sobre este tema.

En los últimos meses se han mantenido cuatro reuniones sobre la LOE. Seis personas participaron ellas, tres de cada fuerza política. Por parte del PSOE, el secretario general de Educación, Alejandro Tiana; la responsable de Educación en la Ejecutiva socialista y consejera de educación de Aragón, Eva Almunia, y el portavoz de Educación en el Congreso, Raimundo Benzal. Por el PP acudieron la secretaria ejecutiva de política social y bienestar, Ana Pastor; el portavoz de Educación en el Congreso, Eugenio Nasarre, y la diputada Sandra Moneo.

El primer esquema de pacto se lo presentaron los socialistas al PP ya el 20 de septiembre. Pero fue en la última reunión, la pasada semana, cuando les entregaron el texto del pacto. Éstos son los principales compromisos que propone:
  • Contenidos básicos.
     Fija los contenidos básicos para toda España en exactamente el 55% de los horarios escolares para las comunidades autónomas que tengan dos lenguas oficiales y el 65% en las comunidades con una. Esta cuestión ha sido la principal punta de lanza del PP contra la LOE, quien acusaba al Gobierno de querer reducir estos contenidos porque la norma señala que "no requerirán más" de esos porcentajes, es decir, que suponen un máximo. El PP interpreta que esto deja una puerta abierta a que se reduzcan y, por tanto, a que se acaben creando 17 sistemas educativos distintos, es decir, uno por comunidad autónoma.
  • Elección de centro.
     Los padres seguirán teniendo derecho a pedir plaza directamente en los centros, tal y como se hace actualmente, reza la oferta del Ejecutivo. Ésta es una de las principales reclamaciones de los colegios concertados que se oponen a las comisiones de escolarización que crea la LOE, que podrían utilizarse para canalizar la demanda de las familias. El acuerdo no cierra la posibilidad de que existan estas comisiones si las comunidades autónomas así lo deciden, pero sí garantiza textualmente, en cualquier caso, "la presentación de las solicitudes en los centros" públicos y concertados. También incluye que se debe garantizar la gratuidad de las enseñanzas en estos centros.
  • Repeticiones de curso.
     En la oferta de pacto se mantiene que los alumnos no repetirán curso con dos suspensos pero la novedad es que se establece una "prueba extraordinaria" para los que suspendan tres, que deberán realizar antes de decidir si repiten o no. La decisión final corresponderá al equipo de profesores.
  • Iniciación profesional a los 15 años.
     Los alumnos que tengan muy malos resultados en la Educación Secundaria Obligatoria (ESO) podrán incorporarse ya a los 15 años a los programas denominados de cualificación profesional, que les preparan para ejercer un trabajo y que permiten también acabar obteniendo el título de Graduado en ESO. Los socialistas han cedido así a una petición de organizaciones educativas y del propio PP (que lo incluyó en la Ley de Calidad) de que no haya que esperar a que algunos alumnos que han repetido curso varias veces a que cumplan 16 años (edad a la que acaba la educación obligatoria y común) para incorporarse a estos programas profesionales.
  • "Servicio público".
     
    Se mantiene la consideración de la educación como "servicio público", insistiendo en que se prestará tanto en la red de centros públicos como privados concertados "para hacer efectivo el derecho de todos a la educación y a la libertad de elección de centro". La concertada ha expresado su temor de que la denominación de "servicio público" la excluyera. Esta denominación de la educación estaba ya en la Ley General de Educación (la de la EGB, el BUP y e COU), de 1970, y en la Ley del Derecho a la Educación (de 1985).
  • Itinerarios en 4º de ESO.
     Además de la elección de optativas en este curso se incluye la posibilidad de que las administraciones establezcan "vías formativas", una especie de itinerarios pero muy abiertos a lo que establezca cada comunidad, con lo que se podría hacer hincapié en especializaciones. El PP quiso ponerlos ya en 3º de ESO, lo que provocó una gran polémica.
  • Director y profesor.
     El pacto señala el compromiso de "favorecer el fortalecimiento de la dirección" y de que cuente "con el pleno respaldo y reconocimiento de la Administración". También establece una "carrera docente" para el profesorado "que contemple incentivos profesionales y económicos".
     
Ver documento original
CONTESTACIÓN DEL GOBIERNO AL PP: COMPROMISO CON LA ESTABILIDAD DEL SISTEMA EDUCATIVO ESPAÑOL 80kb
Reforma-LOE
Carta de Rajoy a Zapatero para proponerle consensuar la reforma educativa

Prensa
El Gobierno responde a la carta de Rajoy que está abierto al diálogo pero que no retirará la LOE
Rajoy propone a Zapatero dejar a un lado las diferencias para crear un modelo educativo "duradero"
El PSOE ofrece por escrito al PP ocho medidas para pactar la reforma educativa

 STEs Castilla y León Prensa